Vecinos denunciaron que no tienen transporte público para salir de la parroquia y que muchas rutas trabajan hasta las 6:00 pm. Dijeron que los autobuses grandes que quedaban desaparecieron hace cinco años

Charlie Barrera /@charliegiuliano

Caracas. Los habitantes de Caricuao, Ruíz Pineda y Las Adjuntas se las ven feas cuando tiene que ir al centro de la capital, ya que el único medio de transporte para trasladarse hasta El Silencio, La Hoyada o Capitolio es el Metro de Caracas.

“Eso es un despelote para montarse en los vagones en hora pico. El que no tiene carro le toca salir bien temprano”, comentó Rosa Moreno, quien tiene una venta de chucherías en la salida de la estación Zoológico de la Línea 2 del Metro, y ve a diario el gentío que usa ese medio de transporte.

Algunos vecinos afirmaron que hay una línea de camionetas que pasa al frente de las estaciones Caricuao y Zoológico que lleva a la gente hasta El Paraíso. “Pero solo hasta ahí, eso es lo más cercano al centro que lo deja a uno”, acotó Moreno.

Hasta  hace cinco años trabajaron los autobuses grandes, pero la compañía quebró. “Desde entonces pasamos trabajos cuando el Metro tiene fallas. No todos podemos pagar una mototaxi o un taxi. Aquí hay muchas personas de la tercera edad que necesitan ir al médico fuera de la parroquia y viajar en el Metro no les resulta”, destacó Iván Martínez.

Ricardo Charama, chofer de la línea Cooperativa Transporte Dos Mil Uno, comentó que las unidades que van hasta El Paraíso pasan de vez en cuando. “No es un servicio frecuente. Para los usuarios es un milagro cuando llegan a la parada”.

Lee también
Emprendimientos en las comunidades se adecúan como pueden ante la crisis

“Muchas veces hay gente que se le nota que va tarde a su trabajo y para no retrasarse más, se van en mototaxi”, aseguró José Márquez, trabajadores de una de las cooperativas que ofrecen este servicio en la salida de la estación Zoológico.

Charama detalló que la línea Dos Mil Un, trabaja desde las 5:00 am hasta las 10:00 am, y traslada a la gente hasta sectores como Vuelvan Caras, Carabobo y UD-5, pero destacó que se ven afectados porque hay unos carros piratas que hacen el mismo traslado hasta las 6:00 pm.

“Cuando llega el vagón los piratas se acercan y los pasajeros se montan, a veces nosotros tenemos que arrancar así sea con un pasajero. ¿Así cómo yo llevo comida a mi casa?”, dijo.

También dijo que los choferes de la línea Dos Mil Uno se quedan trabajando hasta entrada la noche para medio redondear el día, por un lado  y, por el otro, porque la gente se queja cuando no hay rutas hasta tarde.

20150820_IMG_8920
La ruta del Metrobús funciona en las urbanizaciones internas. Cristian Hernández/Crónica.UNO

En el sector funciona un servicio de Metrobús, pero es para las urbanizaciones internas y hasta ciertas horas.

“No hay carro para El Silencio. Olvídate de eso, y no creo que pongan una línea de esas, y si lo hacen, los piratas se van a poner a llevar gente para allá. Aquí no hay ley, hacen lo que les da la gana”, finalizó Charama.

Los usuarios además se quejaron porque los piratas les cobran más cuando pasan las 7:00 pm, “y en el sitio no hay ni la sombra de los policías para poner freno a esta situación”, comentaron.

Lee también
Erick tuvo que despedir a la mujer más guerrera que ha conocido por cáncer de mama

Fotos: Cristian Hernández


Participa en la conversación