Peligra la vida de pemones detenidos en El Rodeo II por negligencia estatal

Peligra la vida de pemones detenidos en El Rodeo II por negligencia estatal

A raíz de la muerte de Salvador Franco, uno de los 13 pemones detenidos por el asalto en Luepa en 2019, familiares exigen a la comunidad internacional interceder por su liberación y que no mueran por falta de atención médica.

Puerto Ordaz. Salvador Franco era uno de los 13 pemones detenidos en la cárcel El Rodeo II, acusados de presuntamente participar en el asalto al Batallón 513 de Infantería de Selva Mariano Montilla, ubicado en Luepa, municipio Gran Sabana del estado Bolívar. Falleció la mañana del 3 de enero de este año por falta de atención médica.

Desde el 27 de noviembre de 2020 había una orden del Tribunal Cuarto de Primera Instancia en Funciones de Control, con competencia en casos vinculados al terrorismo de Caracas, para que lo trasladaran a un centro médico, pero la medida no se cumplió.

Desde septiembre presentaba fiebre, diarrea y pérdida de peso. El coordinador de Pueblos Indígenas del Foro Penal, Olnar Ortíz, denunció en reiteradas oportunidades las violaciones de derechos humanos hacia los pemones detenidos.

Sostuvo que la situación no ha cambiado y sus vidas siguen en peligro. Las enfermedades se han producido principalmente por falta de agua o consumo de agua contaminada, falta de alimentación y proliferación de insectos y roedores.

Luego de la muerte de Salvador Franco, familiares de los otros 12 pemones detenidos manifestaron su preocupación por la vida de ellos.

Estamos viviendo un dolor tan grande. Tememos por la vida de los 12 que quedan en el Rodeo porque pueden llegar al extremo de lo que llegó el hermano Salvador. Pedimos la ayuda internacional para que nuestros hijos sean liberados y se nos respeten nuestros derechos indígenas que están consagrados en la Constitución», expresó entre llanto Felicia Pérez, madre de Amílcar, Oscar y Pantaleón Pérez, tres de los considerados presos políticos.

La hermana de Salvador Franco también pidió ayuda para que los trasladen a la comunidad de Kumarakapay, en Gran Sabana, su tierra de nacimiento.

La pesadilla del pueblo pemón

Para el dirigente en el exilio, Américo De Grazia, la muerte de Salvador Franco es un capítulo más de la pesadilla que viven los pueblos indígenas.

Salvador Franco era un guía turístico de la Gran Sabana. Murió de mengua en las cárceles y mazmorras del régimen de Nicolás Maduro. Se convierte en un episodio más de la pesadilla que han vivido nuestros pueblos indígenas, en especial de los pemones que han dado una lucha titánica contra al régimen», dijo De Grazia.

Recordó que en Gran Sabana obligaron a exiliarse al alcalde Emilio González, el único alcalde opositor en Bolívar, electo en los comicios de 2013. Además, enfrentó la masacre de Kumarakapay, a manos del Ejército venezolano. Este hecho se dio el 22 de febrero de 2019, en vísperas del esperado ingreso de la ayuda humanitaria por la frontera con Brasil.

El asalto al Fuerte Luepa ocurrió la madrugada del 22 de diciembre de 2019, liderados por un oficial desertor. De acuerdo con el parte oficial, cargaron con 112 fusiles y municiones en una Toyota Hilux y un camión 3-50, modelo Tritón. Ese mismo día, asaltaron el comando policial de San Francisco de Yuruaní.

La ONG Kapé Kapé recordó que los pemones detenidos cuentan con una medida cautelar emitida el 28 de febrero de 2019, por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, para que cese el hostigamiento en su contra.

Foto Gonzalo Himiob

Participa en la conversación