Transportistas denunciaron racionamiento de gasolina y cobro en caso de excederse del límite. En Carabobo y algunas estaciones de Caracas y Miranda el combustible nunca llegó y esto provocó paralizaciones del sector. El ministro Abreu informó que evaluarían la estructura de costos, parámetros de consumo y un posible subsidio directo a los usuarios.

Caracas. Tan solo un día del nuevo esquema de racionamiento de combustible bastó para que volvieran las colas a las estaciones de servicio y los problemas para abastecerse. El transporte público no fue la excepción con conductores que tuvieron que esperar varias horas a que llegara la gandola, mientras que otros ni siquiera tuvieron oportunidad o no gozaron del subsidio.

Según las indicaciones dadas por Nicolás Maduro, el sector transporte se encuentra exento del pago de gasolina y gasoil al nuevo precio de Bs. 5000 por litro, así como del límite de 120 litros mensuales a precio subsidiado.

Pero en la práctica, la realidad no fue completamente según lo anunciado. «El mismo lunes tuve que esperar casi toda la mañana para llenar solo medio tanque de la unidad«, explicó Antonio Bello, conductor de una línea interna de Baruta acerca de su experiencia en la gasolinera de ese sector.

Foto: Luis Morillo
Sin subsidio y racionada

El problema no se limitó a esa parte de Caracas. Hugo Ocando, presidente del Bloque del Oeste, señaló que en las pocas bombas que permitieron echar diésel en Catia se limitaron a abastecer tan solo 60 litros por persona, mientras que otras obligaban a pagar si se excedían de ese límite.

Ese subsidio lo tenemos que hacer valer porque afecta nuestros ingresos y el de los usuarios. 120 o 160 litros dura tan solo un día o día y medio porque nosotros estamos trabajando desde las 4 o 5 de la mañana«, exclamó el dirigente.

Al límite de abastecimiento se le suman las largas colas que, nuevamente, se empiezan a notar en los alrededores de las gasolineras de Caracas. Algunas de ellas, como en Catia y San Martín, solo se mantienen a la espera de la gandola.

Foto: Gleybert Asencio
O no llega o no dejan echar

Wilmer Lira, conductor de una línea que opera en San Martín, señaló que ya perdió dos días de trabajo pues este martes hizo la cola en vano. No le permitieron echar gasolina, esto sin razón aparente. «Con lo poco que me queda puedo hacer solo dos vueltas más mañana antes de ir a la bomba otra vez», exclamó.

El mismo problema se repitió en zonas como Petare, Caricuao y el interior del país. En San Antonio de los Altos, los transportistas cerraron la carretera Panamericana a la altura de la E/S Oveja Negra debido a que nunca llegó la gasolina.

En Carabobo la paralización fue casi total

El caos generado por la falta de combustible provocó una paralización de 99 % del sector transporte en el estado Carabobo. El presidente del Sindicato Único de Transportistas en la entidad, Adolfo Alfonzo, informó que las estaciones de servicio no están surtiendo las unidades de transporte con la cantidad necesaria para poder operar, además les están aplicando el plan pico y placa.

En la entidad federal hay operativas unas 1600 unidades, de las cuales solo pudieron laborar 16 autobuses que representan 1 % de la flota.

Aunque el ministro de Petróleo, Tareck El Aissami, y el mismo Nicolás Maduro señalaron que el transporte público sería abastecido en la totalidad de sus necesidades para garantizar el servicio y que estarían subsidiados al 100 %, en Carabobo solo les están echando 40 litros por unidad y debían pagar 5000 bolívares por litro, las unidades colectivas tienen tanques que se llenan con 80 o 120 litros, que les alcanza para un día de trabajo.

Foto: Leomara Cárdenas
Tres estaciones habilitadas

Luego de la paralización del servicio, José Parada, jefe del Estado Mayor para el Combustible en Carabobo, anunció que se habilitaron tres estaciones de servicio. Desde este martes, la distribución de combustible para el sector transporte quedó de la siguiente forma:

  • En la Don Julián, ubicada en la Variante Bárbula San Diego, serán atendidos los municipios del eje oriental (Guacara, San Joaquín, Los Guayos, Diego y Ibarra).
  • En La Porcheta (avenida Don Julio Centeno) atenderán a los transportistas de San Diego y Naguanagua.
  • En la estación Hipódromo se abastecerán las unidades colectivas del sur de Valencia y municipios del eje occidental (Bejuma, Miranda y Montalbán).
  • La bomba Texaco de Puerto Cabello será destinada para recibir a los colectivos del litoral carabobeño.

Ante la falta de transporte público las paradas se vieron abarrotadas de personas que salieron a laborar durante el segundo día de flexibilización de la cuarentena decretada por Nicolás Maduro, el distanciamiento social no se respetaba. Otras personas cansadas de esperar optaron por realizar caminatas para llegar a su destino. Se observaron movilización de unidades TransDrácula prestando el servicio con normalidad.

Foto: Leomara Cárdenas
Gobierno analizará cuál es el consumo exacto de cada ruta del país

El ministro de Transporte, Hipolito Abreu, señaló que en la mesa de trabajo con un sector de los transportistas se acordó evaluar, junto con todos los «órganos regionales», cuál es el consumo de combustible que requieren las distintas rutas a escala nacional.

Abreu también detalló que evaluarán las estructuras de costos del transporte público y asomó la posibilidad de optar por un sistema de subsidio directo del pasaje para el usuario. Hugo Ocando, quien es presidente de Transporte Unido de Venezuela, recalcó su propuesta de que el Estado le otorgue a los trabajadores un bono equivalente a 100 pasajes mensuales para así cubrir parte del pasaje que, estiman, debe costar 10 centavos de dólar.

Ocando señala que las unidades tienen otros gastos de mantenimiento, por lo que el subsidio de la gasolina no es el único elemento que se requiere para cubrirlos. Al respecto, el ministro Abreu señaló que estudiarán la implementación de «precios acordados» de 21 repuestos a través de la Sundde.

transporte público
Foto: Gleybert Asencio

Por su parte, en el estado Sucre los transportistas denunciaron que solo les despachan 30 litros de gasolina por unidad. Leoncio Acosta, vocero del Sindicato de Transporte Público del estado Sucre, dijo: “Eso alcanza, si acaso, para medio día de jornada considerando el horario extendido de 7:00 a. m. a 5:00 p. m.”.

El representante gremial exigió que se cumplan los anuncios gubernamentales que estipulan que las camionetas y autobuses recibirán la gasolina que necesiten sin restriccion. Para Acosta, “el abastecimiento para las unidades de transporte público es un despelote”.

Con información de Mónica Salazar @monilibre


Participa en la conversación