Pescaderías de Ocumare de la Costa registraron pérdidas por el orden del 60% en producto tras apagón de siete días

Ocumare de La Costa

La actividad comercial y turística del municipio Costa de Oro registró pérdidas por el orden del 80 %, durante los siete días que estuvo sin servicio eléctrico, lo que es un duro golpe para la principal fuente de ingresos de la zona. El apoyo y colaboración de la comunidad, permitió que las labores de restablecimiento del servicio no se detuvieran, pues Corpoelec no cuenta con suficiente personal y equipos.

Maracay. Aún no hay un cálculo preciso sobre las pérdidas comerciales y turísticas registradas en Ocumare de la Costa,  estado Aragua, luego que el municipio estuviese siete días sin servicio eléctrico desde el pasado martes 14 de junio, producto de unas fallas en las líneas de transmisión ubicadas entre las torres 35 y 38 instaladas en plena zona montañosa del Parque Nacional Henri Pittier.

Expendedores de pescado, estiman que aproximadamente un 60 % de las pescaderías que operan en el municipio, registraron graves pérdidas al no contar con alternativas eléctricas para la conservación del producto.

Eso calcula Robert Madero, de la pescadería La Melaza ubicada en La Boca.

«Solo 40 % pudo guardar la mercancía en cavas con plantas eléctricas, pues la mayoría la botó al no tener cómo mantenerla refrigerada», explicó.

Se estima que, en todo el municipio, operan unas 23 pescaderías, entre La Boca, Cata y Cuyagua, en las que laboran entre dos y tres personas en cada una.

Se me dañaron dos congeladores del negocio y la nevera de la casa. Anoche tuve que botar toda la comida», refiere uno de los pobladores y además comerciante afectado con el apagón.

En Ocumare de la Costa, opera una sola fábrica de hielo para surtir a todo el municipio. Por ello, fue imposible evitar que se dañara la comida refrigerada de muchos pobladores. Como también se perdió la dispuesta por una fundación que alimenta a 40 animales de la calle que dirige Ira Núñez.

Tenía días comprando entre cuatro y cinco bolsas de hielo para conservar la proteína, pero el domingo se dañaron 60 kilos que teníamos para alimentar a los animales», contó Núñez llorosa, mientras hacia un llamado a las autoridades para que atendieran la grave emergencia en el municipio.

Otra de las tantas dificultades que se agudizaron durante la semana sin electricidad, fue el suministro de combustible en el municipio. Durante el apagón, no hubo venta de gasolina por parte de la petrolera. Así que el transporte público y privado también se vio afectado.

En Costa de Oro, operan dos estaciones de servicio: una con venta subsidiada y otra con precios internacionales o dolarizados. La primera, según contaron los lugareños, casi nunca tiene combustible pues PDVSA la surte cuando mucho, una vez a la semana. Y en la segunda estación, que sí cuenta con planta eléctrica, la venta de combustible es a discreción, de acuerdo a lo que señalan los pobladores de Ocumare de la Costa.

Las dos principales fuentes de ingreso en Ocumare de la Costa, el turismo y el comercio, también sufrieron las consecuencias del apagón. Según estimaciones de la asociación de posaderos y hoteleros del municipio, para enero de este año en la zona operaban unas 238 posadas y hoteles.

Turismo estancado

Las pérdidas en el sector turismo se calculan por el orden 80 %, al igual que en la actividad comercial, según proyecciones hechas por el recién electo presidente de la Cámara de Comercio de Costa de Oro, Josué Medina.

En Ocumare de la Costa operan unos 400 comerciantes, de acuerdo a los registros de la Cámara de Comercio local, que en su mayoría dependen de la actividad turística, al igual que los propios lugareños, quienes además se dedican fundamentalmente a la pesca.

Las pérdidas son invaluables, ya que vivimos de los turistas y visitantes que ingresan al municipio, pero bajo estas circunstancias muy pocas personas se atreven a visitarnos», dice.

De hecho, muchos turistas y visitantes salieron masivamente de Ocumare de la Costa desde el pasado fin de semana, cuando se esperaba una gran afluencia de vacacionistas para la celebración del día del padre y por las festividades de Corpus Christi y del 265 aniversario de Ocumare.

Ocumare de La Costa
Incalculables pérdidas en el turismo se registraron en Ocumare luego del reciente apagón. Foto Cortesía
Con las uñas

Como en otras ocasiones en las que Ocumare de la Costa se ha quedado sin servicio eléctrico, son los propios lugareños quienes en su mayoría realizan los trabajos de reparación. En esta oportunidad no fue diferente.

De hecho, tal y como lo señalan los propios pobladores de Ocumare, el personal de Corpoelec no contaba con vehículos para movilizarse hasta Cumboto y de allí emprender el recorrido a pie por la montaña.

La mayoría de los linieros son jubilados de Corpoelec que viven en Ocumare y no cuentan con unidades y equipos para trabajos en zonas tan intrincadas.

«Solo les pagan 10 dólares a la semana», cuenta un ex trabajador de Corpoelec.

Fueron algunos ocumareños que facilitaron sus vehículos particulares, para trasladar a más de 20 baquianos de Cuyagua y Cumboto que se sumaron a las labores de restablecimiento del servicio, mientas la comunidad y los comerciantes intentaban disponer de la logística que requirieron para adentrarse en la montaña, como comida y agua.

El personal de Corpoelec realizó las labores de recuperación del servicio en el tendido eléctrico, pero no les fue fácil la tarea, ya que se suscitaron diferentes complicaciones incluyendo un lesionado de la cuadrilla que estaba colaborando, según la información emitida por el ingeniero José Félix Concepción, quien está a cargo de las operaciones de servicio por Corpoelec», explicó Josué Medina.

Ocumare de La Costa
Baquianos de Ocumare se unieron al personal de Corpoelec para reparar la falla eléctrica. Foto cortesía
Malestar con el alcalde

Y mientras los ocumareños intentaban sobreponerse a este apagón, las quejas contra el alcalde de Costa de Oro (PSUV), Wilmer Leal, abundaron. Algunos pobladores narraron a Crónica.Uno, cómo la primera autoridad municipal no puso en marcha un plan de contingencia para solventar las necesidades de los habitantes, luego de una semana sin servicio eléctrico.

Una burla para todos – contó una ocumareña que pidió la reserva de su identidad por miedo a represalias- que haya celebrado su cumpleaños el sábado, en una posada y con música en vivo, mientras nosotros estábamos a oscuras y pidiendo colaboración para apoyar al personal de Corpoelec y a los baquianos.

Pero al alcalde Leal, también le cuestionan que mientras el municipio tuvo una semana sin electricidad, haya dispuesto recursos para la celebración del Corpus Christi y de una sesión solemne por los 256 años de la fundación de Ocumare de la Costa.

En Ocumare de la Costa son recurrentes las fallas eléctricas. El tendido atraviesa gran parte del parque Henri Pittier y cada vez que el clima es adverso, el municipio se queda sin luz. Pero un apagón tan prolongado como éste, solo lo han vivido los ocumareños cuando en marzo de 2019, la mayor parte de Venezuela se quedó a oscuras.

De allí que los comerciantes del municipio, están proponiendo algunas alternativas que contribuyan al mejoramiento del servicio en la zona y, en consecuencia, a la operatividad de los servicios turísticos que ofrece la costa de Aragua.

En este municipio contamos con varios recursos que pudieran permitir tener un servicio eficiente de energía alterna, como lo son la energía fotovoltaica que nos proporciona el sol, la eólica que se genera con el viento y la energía Undimotriz o Wave Energy, que se genera con el movimiento de las olas del mar, haciendo uso de cualquiera de éstos elementos podríamos sin complicaciones resolver el tema energético en Ocumare de la Costa», plantea el actual presidente de la Cámara de Comercio de Costa de Oro.

Josué Medina agrega que, con cualquiera de estas alternativas de suministro de energía, se puede resolver el tema del servicio eléctrico en el municipio y así impulsar el desarrollo económico y turístico; el principal atractivo de montaña y mar del centro del país y eje importante para el turismo nacional e internacional.


Participa en la conversación