La Encuesta sobre Condiciones de Vida Venezuela 2014 reveló que 65,60% de las personas perdieron la fe en la capacidad de respuesta de los cuerpos policiales del país

Yohana Marra / @yohanamarra

Caracas. Los ciudadanos no tienen confianza en la policía, pero sí en la seguridad que brindan los vecinos. Este fue el resultado que arrojó la Encuesta sobre Condiciones de Vida Venezuela 2014 que reveló que dos de cada tres venezolanos (65,60%) confía muchísimo más en la ayuda que le va a dar el señor que vive al lado o en frente, que en un funcionario.

El director del Observatorio Venezolano de Violencia (OVV), el sociólogo Roberto Briceño León, explicó los vecinos triplican la respuesta de protección cuando se comparan con los cuerpos de seguridad.

“Esto es muy malo por parte de la policía, pero es una noticia buena en la posibilidad de respuesta de la sociedad. Ante la carencia de protección del Gobierno se buscan otras respuestas”, dijo.

Briceño León detalló que como la gente no tiene como resguardar sus vidas cierran las calles, colocan doble pared en las casas o incluso clausuran ventanas, para evitar que entren balas cuando se forman alguna plomazón. También hacen guardias en las noches y usan pitos cualquier emergencia.

“Es muy común que la hija de un vecino llegue tarde al barrio y se pongan de acuerdo para bajarla a buscar”, acotó.

Descartó que entre las medidas de protección, que han desarrollado por las malas experiencias con la inseguridad, se encuentren los colectivos pues aunque sacan a los traficantes de drogas de la zona se agarran el negocio para ellos.

Lee también
Saab denunció que Pdvsa entregó contratos “a dedo” por 35 millardos de dólares

“Algunas veces cumplen funciones de protección, los vecinos lo han reconocido así”, sentenció.

Sin confianza en la justicia

Uno de los factores que hace que la gente pierda la fe en los cuerpos de seguridad es porque muchas veces los han visto involucrados en delitos.

Según el resultado de la investigación realizada por las universidades Católica Andrés Bello, Central de Venezuela y Simón Bolívar, uno de cada seis venezolanos (15,30%) conoce el cuento de un efectivo metido en rollos raros; por eso tres de cada cuatro no se siente protegida por los funcionarios.

La gota que derramó el vaso

Briceño León añadió que ante esta situación el linchamiento se ha incrementado en las comunidades por la falta de respuesta policial.

“Los vecinos detienen a un delincuente y lo entregan a los policías, luego se dan cuenta que lo sueltan, entonces toman la decisión de no hacerlo una próxima vez, si no que toman la justicia por sus manos”, sentenció.



Participa en la conversación