El ministro de Interior, Justicia y Paz, Néstor Reverol, detalló este jueves que el joven de 18 años no murió por un impacto de bala en el cuello, como anunció la noche del miércoles 3 de mayo, sino por el de una rolinera.

Caracas. “Nos duele que nos hayan matado a uno de nuestros chamos”, gritaba una vecina, con profunda indignación y rabia, cada vez que un carro o un motorizado trataban de pasar por la barricada que estaba al principio de la avenida Miguel Ángel de Colinas de Bello Monte.

Desde que los vecinos se enteraron de que Armando Cañizales Carrillo había sido asesinado durante la manifestación de este miércoles 3 de mayo, en Las Mercedes, están en protesta. Esa noche hicieron una procesión y, con velas en mano, rezaron por el descanso del joven de 18 años. La avenida Miguel Ángel estaba en silencio, el dolor escocía en la comunidad.

Por eso, desde la mañana de este jueves 4 de mayo decidieron atravesar una guaya al inicio de la avenida, en repudio a lo sucedido. Mientras se mantenían en la zona apareció un vehículo del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) y detuvieron a Fermín Eduardo Cocchioni Castillo, de 32 años.

Testigos contaron que los funcionarios se bajaron con armas largas y encapuchados. Los jóvenes que estaban en la zona corrieron, pero Fermín quedó atrás y, después de golpearlo, se lo llevaron. Sin orden y sin notificarle a nadie el motivo ni sitio de arresto.

Lee también
Dan tiro en el cuello a joven durante protesta en Las Mercedes

Esta situación molestó mucho más a los vecinos. “Estamos hartos de estos abusos, de esta represión, ayer [miércoles] nos mataron a un muchacho y hoy detienen a uno injustamente”, gritaba una vecina.

Otra habitante de la zona, muy afectada por la noticia, recordó el momento en que pasaron a Armando herido junto a ella. “Era un muchacho sano, siempre se veía por aquí, me duele lo que le pasó a él y a su familia. Lo tenía todo, era muy educado, bien portado, músico además”, dijo, sin revelar su nombre por seguridad.

La mamá de Armando, Mónica Cañizales, prefirió no dar declaraciones a la prensa. Según allegados, no quieren que se politice la muerte del joven y que sea bandera de cualquier partido político. El velorio comenzará a las 10:00 a. m. de este viernes 5 de mayo, en el Cementerio del Este.

Cercanos a la víctima comentaron que se graduó de bachiller en julio de 2016, en el Colegio Fray Luis Amigo, y el día que lo mataron —miércoles 3 de mayo— iba a inscribirse en la Universidad Central de Venezuela (UCV), pues iba a estudiar Medicina. Pero prefirió ir a la marcha.

La víctima era el segundo de dos hermanos y tocaba la viola desde muy pequeño

Testigos sostuvieron que el muchacho estaba cerca del elevado de Las Mercedes, cuando la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) reprimía a los manifestantes. Cuando gritó, porque lo habían herido, inmediatamente lo montaron en una moto hasta dejarlo en una ambulancia.

Esa noche el ministro de Interior, Justicia y Paz, Néstor Reverol, declaró que Armando había recibido un impacto de bala en el cuello. Pero este jueves indicó que la autopsia detalló que le extrajeron “una esfera metálica cromada de ocho milímetros”.

Agregó que era parecida a una rolinera, la cual sirve para ser accionadas desde un arma de fuego. Culpó a la oposición.

Apagaron los sueños de un músico

Armando tocaba la viola desde muy niño, de acuerdo con allegados. Era miembro de la Sinfónica Juvenil José Francisco del Castillo, del Sistema Nacional de Orquestas.

Gustavo Dudamel, director de la Orquesta Simón Bolívar y de la Filarmónica de Los Ángeles, se pronunció a través de sus redes sociales y publicó una fotografía en señal de luto por el muchacho.

Lee también
Madre de arrollado por tanqueta: Oía los bombazos y rezaba por mi hijo

“Hago un llamado urgente al Presidente de la República y al Gobierno a que se rectifique y escuche la voz del pueblo venezolano. Los tiempos no pueden estar marcados por la sangre de nuestra gente. Debemos a nuestros jóvenes un mundo esperanzador, un país en el que se pueda caminar libremente en el disentimiento, en el respeto, en la tolerancia, en el diálogo y en el que los sueños tengan cabida para construir la Venezuela que todos anhelamos”, escribió.

Venezuela Sinfónica también rechazó el asesinato y en homenaje publicó un video de Armando, años atrás, en un recital:

El Sistema Juvenil de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela lamentó lo ocurrido y rechazó los hechos de violencia.

“Para nosotros, cada venezolano es importante y la suma de todos es lo que da como resultado una gran orquesta. Nos unimos al pesar que embarga a sus padres, hermanos, familiares, compañeros, allegados y al país. Rechazamos y condenamos categóricamente cualquier tipo de violencia, esperamos justicia y agradecemos respeto y solidaridad ante el sentimiento de vacío que nos deja su triste partida”, escribieron en una foto del músico colgada en redes sociales.

Armando era el menor de dos hermanos. Su madre es pediatra y su padre, veterinario. El alcalde del municipio Baruta, Gerardo Blyde, decretó tres días de duelo por su muerte.

El pasado miércoles 3 de mayo la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) convocó a una concentración en la autopista Francisco Fajardo, a la altura del Distribuidor Altamira desde donde anunciarían el destino de la marcha. Sin embargo, la movilización no logró salir porque fue reprimida por la Guardia.

Desde el pasado 1° de abril, la MUD inició una serie de protestas en rechazo a las sentencias 155 y 156, emitidas por el Tribunal Supremo de Justicia. A esto se le sumaron otras peticiones, como un calendario electoral, libertad para los presos políticos y la apertura de un canal humanitario. La convocatoria del Presidente Maduro a una Asamblea Nacional Constituyente también figura entre las exigencias de la tolda opositora.

Fotos cortesía: Sistema Nacional de Orquestas, Venezuela Sinfónica, redes sociales.



Participa en la conversación