AN llama a defender la Constitución de cara al 10 de enero de 2019

Advierten a la comunidad internacional que Maduro “pretende seguir usurpando el poder” a partir de la fecha constitucional de juramentación de un nuevo gobierno. Los diputados de Causa R, Vente, ABP y Convergencia salvaron el voto.

Caracas. Sin unanimidad pero con el voto favorable de PJ, AD, UNT, VP, Cambiemos, MPV, Prove y AP, la mayoría de la Asamblea Nacional  (AN) declaró inconstitucional “la pretensión de Nicolás Maduro de continuar usurpando la presidencia a partir del 10 de enero de 2019”. En tal sentido, el pleno convocó a la ciudadanía y a la comunidad internacional “a defender la Constitución y propiciar el cambio político” en Venezuela.

La declaratoria quedó contenida en el “Acuerdo para impulsar una solución a la crisis nacional fortaleciendo las fuerzas democráticas del pueblo de Venezuela con el respaldo de la comunidad internacional”, aprobado en la sesión de este martes.

El documento, que pareció un intento del Poder Legislativo de subsanar el daño a la imagen de la oposición tras la votación dividida de la semana pasada, contempla un llamado directo a la comunidad de naciones a mantener el apoyo a la lucha por el retorno de la democracia; a “constatar la creciente ilegitimidad del régimen”; y a mantener “la presión legítima en procura de construir una transición democrática ordenada e inmediata”.

En el texto se hace énfasis en que la salida a la crisis venezolana debe ser política y no de otra naturaleza, pues solo una “solución política hará posible la construcción de un gobierno de paz y reconciliación nacional”. Para ello, los diputados se comprometieron a “crear el marco normativo que asegure el cambio político y la vuelta a la vida democrática”.

Lee también
Maduro le ofrece a Erdogan asociación para explotar oro, diamante, coltán, hierro y aluminio

Haciendo suyo el planteamiento contenido en los pronunciamientos del Grupo de Lima, la secretaría de la OEA y el Parlamento Europeo, la AN señala que trabajará junto a la comunidad internacional para lograr:

  • La atención urgente de necesidades sociales y económicas del pueblo.
  • La liberación de todos los presos políticos, el retorno de los exiliados y el levantamiento de las inhabilitaciones políticas, excluyendo a delincuentes financieros.
  • El restablecimiento del Estado de Derecho sobre la base de la Constitución vigente, en particular el restablecimiento de competencias de la Asamblea Nacional, y la renovación de los poderes públicos.
  • La disolución de la espuria Asamblea Nacional Constituyente.
  • Condiciones electorales democráticas, de modo que sean posibles unas elecciones generales, organizadas por un nuevo Consejo Nacional Electoral, en fecha y condiciones que garanticen el derecho a elegir de los venezolanos, bajo observación nacional e internacional calificada e independiente.

El debate

El acuerdo fue presentado por Juan Guaidó (VP-Vargas) quien resaltó que “el Parlamento se mantiene unido y fuerte y quien pretende dividirlo es el gobierno”.

No obstante, acto seguido, José Luis Pirela (Zulia) que formaba parte del partido MPV inició su intervención diciendo que se separaba de ese movimiento para incorporarse a la fracción 16J, en nombre de la cual salvaba el voto en rechazo a la premura con que el documento habría sido presentado para su revisión. “No pueden estigmatizarse las diferencias. No queremos ser vistos como interesados en dividir al Parlamento porque no lo estamos”, dijo Pirela.

Delsa Solórzano (UNT-Miranda) resaltó que el documento recoge los puntos que unen a la oposición en su lucha para restituir la democracia, mientras Luis Florido (Independiente-Lara) advirtió que en la cámara “no hay diputados puros e impuros, sino dirigentes políticos capaces de buscar soluciones para la gente”. Florido tildó el documento como un “acuerdo histórico” que además contiene los puntos planteados por los cancilleres de los 5 países que participaron en el diálogo de Dominicana entre noviembre de 2017 y febrero de 2018.

Lee también
Proponen un fondo integral de transporte para el Área Metropolitana

Tomó la palabra Americo de Grazia (Causa R-Bolívar) para coincidir en su reclamo con 16J al señalar que el documento no fue difundido con suficiente antelación como para que todos los diputados hicieran observaciones. “La unidad se construye, no podemos venir arreados sin conocer el acuerdo”, increpó.

El segundo vicepresidente, Alfonso Marquina (PJ-Lara) salió en defensa del respeto a la pluralidad y a las diferencias y condenó la estigmatización de los diputados según su voto. “No puede ser que construyamos listas de buenos y malos, de vendidos y dignos. Ratificamos que a pesar d las diferencias, nos une Venezuela, nos une la democracia, nos une la necesidad de una salida pacífica y política”, dijo en clara referencia a la campaña de descalificativos desatada desde el pasado martes contra los diputados que no apoyaron una sanción moral contra Rodríguez Zapatero.

Voto salvado

Con respecto al voto salvado de la fracción 16J, Biagio Pilieri (Convergencia-Yaracuy), explicó a Crónica.Uno que no votaron a favor porque el acuerdo “abre de manera implícita la posibilidad de un nuevo intento de diálogo y negociación con el régimen”.

Acotó que 16-J es defensora de la transición, “pero de una transición en la que el régimen ya no esté en el poder”, es decir que para ellos, primero el régimen debe salir de Miraflores y del resto de las instituciones públicas para luego iniciar la trancisión.

Por su parte, la bancada de la Causa R ofrecerá una rueda de prensa este miércoles para exponer en profundidad las razones de su voto salvado.


Participa en la conversación