Luis España, de 30 años, se encontraba en un toque de rap cuando avisó a su esposa que iría a comprar cigarrillos. Le robaron su celular.

Caracas. Luis Alejandro España Jiménez, de 30 años, dijo a su esposa que iba a comprar cigarrillos. Media hora después la mujer se enteró de que estaba muerto cerca del bloque dos de Pinto Salinas.

Ambos habían ido a un toque de rap, con la hija de Deisy Aponte, pero a los minutos él avisó que regresaría. Desconoce qué pasó, pero ha indagado con testigos y aseguran que presuntamente le disparó un funcionario.

A Luis le dieron seis impactos de bala y le robaron el celular. Falleció en el sitio.

Su pareja contó que hace seis meses había estado en un centro de rehabilitación por su adicción a las drogas y que, recientemente, había recaído con el consumo de heroína.

Lee también
Asesinaron a embarazada en el kilómetro 8 de El Junquito

Vendía cigarrillos y café en la estación del Metro Bellas Artes y tenían dos meses de residencia en la calle Real de la parte baja de Pinto Salinas.

Deisy comentó que a pesar de los problemas de adicción, Luis era un hombre “tranquilo”.

En otro hecho, Fernando Jeferson Alfredo Figuera Valdez, de 19 años, murió en el hospital Domingo Luciani este domingo.

Su padrastro, Jesús González, desconoce qué pasó porque él tenía dos meses viviendo solo en el sector Las Canteras del barrio Mirador del Este en Petare.

Al hospital llegó con un tiro en el tórax el jueves 24 de mayo. Contó que trabajaba por su cuenta, vendía artesanías.

Foto referencial: Luis Miguel Cáceres @lmcaceres93


Participa en la conversación