En la parada del Barrio El Limón a la gente le salen raíces esperando transporte

Salir o entrar a los sectores que bordean la autopista Caracas-La Guaira para cumplir con lo cotidiano, trabajo estudios o una simple diligencia personal se ha vuelto una odisea para sus habitantes, quienes deben esperar hasta hora y media  para trasladarse a Catia .

Caracas. Los residentes de las barriadas de la autopista  Caracas-La Guaira deben esperar una hora, o más, en la pasarela de El Limón para abordar el transporte público con destino a la Plaza Catia.

Los habitantes de esas zonas populares denunciaron la falta del transporte público todas las líneas y que las que prestaban el servicio desaparecieron. Las pocas unidades de jeep que existen en la zona se dedican a “piratear”  y hay encavas que  les corresponde ir hacia el Litoral Central que prefieren  cubrir  la ruta  Tacagua Vieja, El Limón, Nueva Esparta, Catia, porque es más rentable.

Aunque el trayecto es largo, una encava que cubre la ruta a Vargas cobra entre 2 y 3 bolívares soberanos, mientras que desde la pasarela de El Limón a la Plaza Catia  y viceversa cobran hasta 4 bolívares soberanos.

Habitantes de la autopista Caracas-La Guaira dijeron que en las horas pico, los “piratas” esperan que las colas crezcan en volumen de pasajeros para cobrar lo que les da la gana.

Hay horas críticas, donde no llegan ni las unidades legales ni las piratas. Entre 7:00 y 9:00 am  y  las 12 pm no hay transporte. Igual ocurre entre  7:00 y 8 pm cuando baja -inclusive- la presencia de piratas.  Después de las 8:00 pm  se ve a grueros, camioneros o carros particulares cargando pasajeros y cobran  entre 3 y 4 bolívares soberanos

El pasaje varía según el chofer y la premura de la gente. Entre 2 y 4  bolivaares soberanos se paga para un trayecto no menos de 10 minutos . Los usuarios se preguntan ¿Dónde está la Alcaldía de Caracas? ¿cumple con alguna función como alcalde Erika Farias?

Lee también
Política de precios “acordados” descapitalizó la red de Panaderías CLAP

Afirmaron que una que otra vez se acercan funcionarios de  la Guardia Nacional Bolivariana y ponen orden, tanto en las colas como en el cobro del pasaje por parte de los choferes.

Con información de Julio César Reyes /  @juliodemocrata2

Foto: Julio César Reyes


Participa en la conversación