Más de un año lleva el quirófano sin funcionar. El equipo de radioterapia también dejó de hacerlo porque Pdvsa adeuda 160 millones de dólares a la empresa encargada de hacer el mantenimiento.

Valencia. Francisco Heras lleva dos meses esperando por una cirugía en el Oncológico Dr. Miguel Pérez Carreño, en Carabobo, necesaria para remover las secuelas del cáncer de ano que padece. No han podido realizar la intervención, pues, desde hace un año, el quirófano de ese centro de salud se encuentra inoperativo.

Los tratamientos de quimioterapia y radioterapia tuvo que recibirlos en el estado Lara. El equipo de radioterapia también está fuera de servicio en este centro médico carabobeño adscrito a la Gobernación.

Todos los medicamentos los compró en Colombia. Tuvo que vender un carro y una moto para costear el gasto. “En Colombia, un medicamento cuesta 16 dólares, aquí en Venezuela 20 dólares”.

Recurrió a la compra privada porque el hospital nunca le facilitó los medicamentos.

Nunca había. Fui diagnosticado en agosto de 2017 con cáncer y la cita para la radioterapia, aquí en este hospital, estaba para febrero de este año, ahora espero por la cirugía y no sé cuándo me la van hacer”.

Heras, acompañado por varias personas en igualdad de condiciones, exigió al gobierno regional que dé fecha para la operatividad del quirófano, al que, al parecer, solo le faltan arreglos menores. Se estima que 250 pacientes están a la espera para someterse a algún tipo de cirugía.

Extraoficialmente se conoció que la unidad de radioterapia, inoperativa desde hace más de dos años, no ha sido reactivada porque Pdvsa adeuda a la empresa encargada del mantenimiento 160 millones de dólares.

Lee también
La Olla Solidaria en Valencia atiende a más de 250 personas

Este centro médico atiende a pacientes de los estados Carabobo, Aragua, Cojedes y Yaracuy. En 2013, apenas dos meses después de que Francisco Ameliach fuera electo como gobernador de la entidad carabobeña, fue activado el quirófano, con capacidad de 30 cirugías diarias, y podían atender en hospitalización a 94 pacientes. En aquel entonces, la ex ministra de Salud, Eugenia Sader, se había comprometido a continuar con la remodelación del hospital; sin embargo, no se cumplió con esa promesa. En las instalaciones solo se ve el deterioro de los trabajos iniciados, que quedaron a menos de la mitad.

Foto y video: Leomara Cárdenas



Participa en la conversación