En 27 % ha disminuido la cantidad de unidades de medicinas disponibles. Las asignaciones de dólares han sido insuficientes.

Caracas. La ausencia de medicamentos tiende a agudizarse. La industria farmacéutica enfrenta restricciones en la entrega de dólares con lo cual los inventarios se están reduciendo.

Fuentes del sector señalan que existe preocupación porque los inventarios están bajando. Los datos que maneja la industria es que hay menos de 300 millones de unidades de medicinas, una disminución de 27 % respecto a 2016. La incertidumbre aumenta por la suspensión de las subastas del dólar complementario (Dicom), debido a que ese esquema tendrá ajustes por la “canasta de monedas”.

El presidente Nicolás Maduro anunció la semana pasada que “para liberarnos del dólar”, por el mecanismo complementario se asignarán yuanes, rupias, entre otras monedas.

Ya los ciudadanos padecen para conseguir los medicamentos, y ese vía crucis continuará. Las fuentes señalan que las fallas más críticas se registran con antibióticos, cardiovasculares y antidiabéticos. En varios tipos de medicinas la escasez es más de 80 %.

Aunque las autoridades aseguran que las prioridades en la asignación de divisas oficiales son alimentos y salud, la realidad es que las liquidaciones han sido insuficientes.

Con el sector salud, la deuda asciende a 5 millardos de dólares, y las autorizaciones mediante el nuevo Dicom fueron cercanas a los 25 millones de dólares. Por el dólar protegido (Dipro) —cuya tasa es 10 bolívares— las farmacéuticas no reciben dólares desde octubre del pasado año.

Ecoanalítica calcula que en agosto las liquidaciones de divisas oficiales fueron 5,4 millones de dólares diarios, 79 %  menos respecto al mismo período de 2016.

Lee también
Maduro anuncia cuarto aumento salarial y repite medidas de otros años

Las fuentes indican que el ajuste que tendrá el sistema complementario al incluir una “canasta de moneda” genera inquietud, porque el grueso de las transacciones de las empresas se hace en dólares y una menor proporción en euros.

Las autoridades suspendieron las subastas hasta que terminen las modificaciones al sistema, sin dar mayores precisiones. Esta medida coincide con la cercanía en los pagos de deuda pública. En octubre y noviembre, el servicio de deuda de Pdvsa y el Gobierno asciende a 3,5 millardos de dólares.

Foto: Archivo



Participa en la conversación