Educadores zulianos: El maestro debe cuidar su vida y la de sus muchachos

Educadores del Zulia

Representantes sindicales de los maestros aseguran que el solo hecho de vacunarlos contra la COVID-19 no basta para regresar a clases. Ajuste de salarios, rehabilitación de escuelas y mejoras en servicios para los planteles deben ser otros puntos a considerar para el retorno seguro de los educadores del Zulia a las aulas.

Maracaibo. Los educadores del Zulia afirman que no volverán a las aulas sin un ajuste salarial. Esa es la condición que le pusieron a Nicolás Maduro luego de que este anunciara la vuelta a las clases presenciales para el mes abril, después de vacunar al personal docente del país. 

Gualberto Mas y Rubi, presidente del Sindicato Único del Magisterio (Suma) en el Zulia fue tajante: “El maestro no come con la vacuna”.

Lo esencial es un sueldo digno. El requisito es un ajuste salarial fijo, porque nadie vacunado come. Sin un ajuste salarial, el magisterio no va a volver a las aulas. Exigimos mejoras para poder vivir con dignidad”, dijo el presidente del sindicato de los educadores del Zulia.

Marlene Hernández, presidente de la Federación Venezolana de Maestros (FVM) Zulia, sostuvo que el llamado a clases debe ir acompañado de una serie de acciones que van desde mejorar las condiciones de las escuelas, pasando por los servicios básicos, hasta ajustar el salario del maestro. 

Con lo que gana el maestro hoy apenas compra un kilo de queso, y ¿qué come el resto de la quincena? Lo otro es ¿con qué pasajes va el maestro a la escuela?, si tenemos un sistema de transporte público deficiente”, lamentó.

Hernández dejó claro que si las condiciones no están dadas, los educadores del Zulia no volverán a clases presenciales.

“El llamado a clases por parte del ejecutivo nacional es un acto de locura, un disparate, una inconsciencia, un supuesto intento de suicidio en masa si lo acatas”, señaló. Insistió en que el deber primordial de padres, representantes y maestros es salvaguardar la vida.

“El maestro debe cuidar su vida y la de sus muchachos invitándolos al no retorno. Si bien el niño entre menos edad tiene más asintomático es, lo que sí es cierto es que es un portador muy activo que lleva la pandemia a su casa y se provocaría una cadena de contagio más alarmante que la que tenemos hoy. Reiteramos que volveremos a clases cuando todas las condiciones estén dadas”, subrayó.

Lee también
En San Agustín la danza no paró ni parará, a pesar de la cuarentena por la COVID-19
Los padres se resisten

Los debates sobre si volver o no a la escuela mantienen encendidos los grupos de WhatsApp creados por los educadores del Zulia para pautar actividades escolares. Agua potable, mal estado de los baños y distanciamiento son las preocupaciones básicas de los representantes.

Érika Morales es madre de tres niños en una escuela pública del oeste de la ciudad de Maracaibo. Contó a Crónica.Uno que la última vez que asistió a la asesoría pedagógica la pared del salón de tercer grado donde ve clases uno de sus hijos se había caído.

“La falta de mantenimiento se ve por todos lados. Se robaron los tanques de agua, las cosas de la cocina, las mesas, cortaron un tramo de cable de electricidad. Entonces, yo me pregunto: ¿Maduro sabe eso, para que mande a los muchachos a clase? Pues los míos no van”, sentenció la mujer.

Yaneth Gutiérrez, maestra de sala de niños de tres años en una escuela privada, recibió este martes a sus alumnos para la asistencia pedagógica.

Me preocupa mucho esa decisión de Maduro, porque aplicar medidas de bioseguridad para niños tan pequeños es difícil. Ellos se pasan las manitos por los ojos, se meten los dedos a la boca, y, aunque este es un colegio privado, aquí casi nunca llega el agua. Y, si vamos más allá, lo que gano tampoco es mucho, vale más la vida. Yo no voy a volver”, aseguró la educadora.

Hasta la fecha las autoridades nacionales no han dado detalles del reinicio de actividades escolares; tampoco de cómo será el operativo de vacunación en el que 25.000 maestros deberían recibir la inmunización en el estado. Sin embargo, Gualberto Mas y Rubi propuso que se clasifiquen los educadores por municipios y parroquias, para garantizar la vacunación total de la población activa.

Se espera que esta semana los sindicatos sostengan una reunión con representantes de la zona educativa Zulia para discutir el llamado a clases, sin embargo, la coalición sindical del estado Zulia dijo que próximamente anunciarán la fecha y el lugar de las protestas y concentraciones en favor de mejoras salariales.


Participa en la conversación