“Me quiero mudar de la Cota 905 porque estoy aterrada”

Durante este mes se han registrado al menos tres balaceras que mantienen en vilo a los vecinos. El sábado le dieron 50 tiros a un hombre Yohana Marra/@yohanamarra Caracas. No salen de un tiroteo. En menos de un mes los habitantes de la Cota 905 han pasado más sustos de los que están acostumbrados y se …   leer mas

4148
4148

Durante este mes se han registrado al menos tres balaceras que mantienen en vilo a los vecinos. El sábado le dieron 50 tiros a un hombre

Yohana Marra/@yohanamarra

Caracas. No salen de un tiroteo. En menos de un mes los habitantes de la Cota 905 han pasado más sustos de los que están acostumbrados y se convirtieron en protagonistas de las primeras páginas en los periódicos.

El cuento más reciente que rueda en boca de los vecinos es el tiroteo que escucharon en el sector Los Laureles, cuando antisociales de la zona atacaron a funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) el sábado a las 11:30 pm. Dos efectivos resultaron heridos en una persecución a unos maleantes que robaron una camioneta desde Roca Tarpeya. Y por si fuera poco, les quemaron una patrulla que quedó atravesada en la vía.

“Escuchamos los disparos pero no sabíamos qué estaba pasando. Estos días he estado demasiado asustada porque me da miedo quedar atrapada en un tiroteo que se forme cuando esté regresando a la casa con mis hijas”, detalló una vecina, quien por seguridad no reveló su nombre.

A ese hecho se sumó el asesinato de Hernán José González, de 38 años, en el sector Villa Zoila, a quien le dieron 50 tiros cuando se iba en un taxi a casa de su papá en Antímano. Le robaron todas sus pertenencias.

“Hablé con mi esposo y le dije que no quiero vivir más en la Cota, siempre salgo corriendo del trabajo y ya no me siento tranquila. Me quiero mudar porque me siento aterrada”, soltó la vecina, quien desde el viernes se fue a casa de su suegra, en otro sector, tras quedar en medio de un tiroteo.

Y es que ese mismo viernes se formó otra plomazón en el sector El Naranjal, justo cuando ella se bajaba de la camionetica. Resulta que presuntos colectivos le dispararon a la camioneta donde se trasladaba el ministro de Deporte, Pedro Infante, quien estaba de visita en la comunidad.

“Pasó una camionetica de pasajeros y detrás iba la camioneta con el ministro, que escoltaban unas motos. Cuando vi que unos hombres vestidos de negro dispararon salí corriendo. Dejé tiradas las bolsas de mercado en el piso, vi que una señora se cayó, fue horrible”.

La vecina aclaró que los malandros del sector fueron quienes le dispararon a los sujetos del presunto colectivo, porque había «palabra de paz» y las condiciones eran que el ministro no podía subir custodiado. Al parecer Infante se apareció con una caravana, en la cual iban los supuestos grupos armados (vestidos de negro), y por eso los antisociales dispararon.

“Lo que se dice en el barrio es que los malandros de la zona le dispararon al colectivo porque rompieron el acuerdo de palabra de paz”.

Después de esa situación la Cota 905 quedó en completa normalidad, en la entrada vieron dos patrullas del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) que después se marcharon.

“He estado muy asustada, ese día no quería bajar a  mi casa porque iba a estar sola y me daba miedo que se formara otro tiroteo y que una bala perdida nos alcanzara. O que mi hija mayor se me escapara a la bodega y en una corredera la tumbaran, porque ella a veces me desobedece”, detalló agregando que su niña mayor le reclama que quiere mudarse del barrio porque ella no la deja salir.

sucesos
Patrulla de la PNB fue quemada este sábado en la noche. Crónica.Uno/Yohana Marra

No salen de una

El viernes 5 de junio en el barrio pasaron tremendo susto, luego de que antisociales se enfrentaran con funcionarios de Policaracas y les lanzaran dos granadas, que afectaron 10 motos del cuerpo. Los accesos a la comunidad fueron cerrados por varias horas y muchos habitantes que regresaban a esa hora a su casa se encontraron con el despelote.

Desde ese momento la comunidad no ha salido de una balacera. “Hablé con mi esposo para mudarnos, pero la situación está difícil. En ese caso soy capaz de irme a vivir con mi mamá, que está en una zona más tranquila, o con mi suegra. No puedo sentirme tranquila pensando que a mí o a mis hijas les puede pasar algo”.

Lea también: “Nos mudamos de la Cota 905 porque mataron a mi hermano”

En la Cota 905 la violencia es un vecino más

Bandas de la Cota 905 se unen para evitar muertos del barrio

“Después del tiroteo en la Cota 905 ya la gente estaba oyendo música”

“Desde La Planta no habíamos vivido algo así”

In this article

Participa en la conversación