Preocupación en las comunidades por cómo afrontar la cuarentena

afrontar la cuarentena

Los cronistas populares, formados por Crónica.Uno, consultaron a sus vecinos sobre la cuarentena colectiva. En las comunidades reclaman los servicios básicos como agua, recolección de basura y abastecimiento de alimentos para poder resguardarse en sus casas hasta que culmine la contingencia.

Caracas. El jueves 12 de marzo, Nicolás Maduro dijo en cadena nacional que el coronavirus no había llegado al país. El viernes 13, la vicepresidenta ejecutiva, Delcy Rodríguez, anunció dos contagiados con el COVID-19. En menos cuatro días se contabilizan 33 casos confirmados, un decreto de estado de alarma y una medida de cuarentena colectiva que se inició el lunes 16 de marzo en siete estados y desde el martes 17 se extendió a todo el país.

En las comunidades reina la confusión y ansiedad ante el incremento de casos de esta pandemia y las medidas asumidas por el Gobierno por las dificultades que se les presentan para su acatamiento: quedarse en casa cuando se está sin dinero, sin agua, sin medicinas, sin posibilidades de comprar tapabocas y antibacterial por los exagerados costos causa preocupación en la población.

Ángel Rojas, residente del barrio Fe y Alegría, parroquia El Paraíso, entiende la cuarentena colectiva como salir lo menos posible de casa por 40 días. Espera más información en los medios porque considera que la cuarentena colectiva no se cumple en su comunidad. Aún sigue viendo gente reunida en grupitos “porque a su pensar la gente tiene cierta sensación de inmunidad, pero creo que se trata más de conciencia ciudadana”.

Jonny Camacho, habitante del mismo sector, coincide con Rojas. “La gente sale hacer sus cosas, veo normalidad la gente como si nada”.

Gisela Pernalete, habitante de La Quebradita, en  Artigas, entiende como cuarentena colectiva no salir a la calles, pero, a su juicio, parece que el concepto no cala en la población: “Aquí en mi comunidad no han captado qué es una cuarentena colectiva”.

Miriam Cuevas, habitante de La Pastora, afirma que sus vecinos se preguntan hasta cuándo el comercio y el país podrán aguantar dada la crisis económica y sanitaria existente.

Otra cosa que preocupa es la falta de agua. El Gobierno pide lavar las manos y mantener la higiene, pero no tenemos agua para cumplir esa recomendación».

Alenib Tovar, vecina de Coche, expresa sus angustias por el temor al contagio de esta enfermedad importada. Está atenta al llamado a mantenerse en casa por un periodo de 40 días, pese a que no hay explicaciones precisas del plan de contingencia.

Me  pongo en el caso del que vive del día a día que somos muchos, me pregunto, pasados los días, cómo hago entonces para abastecer de alimentos, quiénes garantizan el abastecimiento de alimentos y medicinas”.

En relación con la recomendación dada por Nicolás Maduro en cadena nacional sobre elaborar un tapaboca artesanal para frenar avance del coronavirus, vecinos de La Rinconada expresaron malestar porque la información no es eficaz, tienen la impresión de que no hay un criterio uniforme entre las autoridades: ¿se debe usar o no?

Fíjese, sale en cadena nacional hacer tapabocas con toallitas húmedas y la GNB no permite el ingreso al Mercado de Coche si no se lleva un tapabocas clínico. Y los buhoneros lo están vendiendo cada uno entre 3 y 5 dólares. ¿De dónde podemos sacar ese dinero si lo que necesitamos es comida. Además ahora según es de uso obligatorio y he leído a la OMS y OPS donde indican que los que no tenemos síntomas no requerimos usar mascarillas».

En Coche están preocupados porque a través de las redes sociales se le informa a las comunidades que el Hospital Dr. Leopoldo Manrique Terrero está exclusivamente activado para atender casos de coronavirus. Los vecinos se preguntan a dónde acudir, con las restricciones de movilidad vial, en caso de presentarse una emergencia médica.

En el sector la Floresta abajo, en la mañana se ve movimiento de vecinos en búsqueda de víveres. El primer día de la cuarentena, las personas que pertenecen a los Clap pasaron haciendo una encuesta de adultos mayores para dar unos medicamentos y reportar el estado de salud de la población.

Con todo, la percepción general sigue siendo que se hagan más campañas de información y se garanticen los insumos para permanecer a resguardo en los hogares.

Con información de los cronistas populares


Participa en la conversación