Icono del sitio Crónica Uno

Sindicato del Hospital Universitario de Caracas reporta aumento de casos y muertes por COVID-19

hospital universitario de caracas

Foto: Tairy Gamboa

Sobre la muerte de pacientes a causa de la COVID-19 en el Hospital Universitario de Caracas, el dirigente sindical Denis Guédez resaltó que en la morgue del hospital, ubicada en el sótano, hay muchas neveras que no sirven o no tienen la refrigeración adecuada.

Caracas. Dos semanas atrás, el sindicato del Hospital Universitario de Caracas (HUC) estaba reportando entre 40 y 42 pacientes hospitalizados en el área COVID-19. Denis Guédez, dirigente sindical de este centro de salud, informó que, para el 8 de septiembre, esta cifra aumentó a 53 contagiados, y alertó que el personal sanitario también se está contagiando por la falta de insumos de bioseguridad.

Lo que llama la atención es que últimamente había entre ocho y nueve fallecidos por COVID-19 en una semana. Sin embargo, la semana que culminó el domingo (5 de septiembre) contabilizamos 15 decesos, comentó Guédez a Crónica.Uno, y subrayó el aumento tanto de infectados como de muertes en el HUC.

El HUC es un centro de salud tipo IV que, aunque no fue incluido en un principio a la lista de hospitales centinelas, comenzó a recibir casos COVID-19 en marzo de 2020. En julio de ese año llegó a uno de sus puntos más críticos por el aumento de contagiados y la falta de insumos de bioseguridad para el personal de salud. Esto provocó que la carpa estuviera cerrada por semanas y los estudiantes de Medicina de la Universidad Central de Venezuela (UCV) tuvieran que organizarse para conseguir donaciones para el servicio de Infectología.

De acuerdo con la información oficial, en marzo de 2021, habilitaron un área de cuidados intensivos para pacientes de COVID-19 en el HUC que, en ese momento, tenía una capacidad para 45 pacientes con insuficiencia respiratoria moderada y 12 cupos para pacientes con insuficiencia respiratoria aguda, según declaraciones de la entonces alcaldesa de Caracas, Érika Farías, a VTV.

Foto: Gleybert Asencio

De nuevo estamos viendo a muchos compañeros contaminados. Justo hablé con una enfermera de la noche que va a Infectología porque dice que no tiene olfato, lamentó Guédez, y subrayó que, al igual que en el hospital Dr. José Gregorio Hernández, en Los Magallanes de Catia, donde han denunciado un repunte de casos de coronavirus, la dotación de equipos de bioseguridad es muy irregular.

El sindicato del HUC ha denunciado en los últimos meses que muchas enfermeras que se contagian de COVID-19 son “obligadas” a ir al hospital para que las evalúe un infectólogo autorizado que, con su diagnóstico, confirme que están infectadas para que puedan recibir el reposo necesario.

Guédez manifestó que si esa trabajadora se atiende en otro centro de salud, como el Periférico de Coche o en alguna clínica privada, y lleva el reposo, es muy difícil que se lo aprueben. No es un trato acorde, ni como debería ser. Hay casos de enfermeras con COVID-19 que al reintegrarse están suspendidas por lo que el patrono llama como cambio de modalidad de pago. Exigimos un trato digno para ellas, resaltó.

El “cambio de modalidad de pago” también ha sido denunciado por el secretario ejecutivo de Fetrasalud, Pablo Zambrano, quien ha explicado que consiste en la suspensión de sueldos ante “faltas” que comete el personal, y se ha aplicado en casos de trabajadores que se contagian de COVID-19, personas de la tercera edad con patologías complejas y mujeres embarazadas que requieren reposos.

Guédez insistió en que en el hospital hace falta cloro, desinfectante y guantes.

Sobre la muerte de pacientes a causa de la COVID-19, Guédez resaltó que en la morgue del hospital, ubicada en el sótano, hay muchas neveras que no sirven o no tienen la refrigeración adecuada. Esto causa malos olores cuando los cadáveres pasan hasta tres días, denunció, y destacó que hay servicios del hospital como neonatal, triaje de adulto y pediátrico que no tienen aire acondicionado.

Para este miércoles, en un recorrido que hicimos por el hospital, de los 11 ascensores que existen, ninguno funciona. Los pacientes tienen que trasladarse por las escaleras o por la rampa”, manifestó Guédez.

El Vicepresidente Sectorial de Comunicación, Cultura y Turismo, Freddy Ñáñez, informó la noche del 8 de septiembre que detectaron 1030 nuevos contagios de la COVID-19. Esto elevó el total de casos activos en el país a 11.878 contagiados, de los cuales 7805 están en hospitales públicos.

Según la complicación de la enfermedad, Ñáñez detalló que 4665 tienen insuficiencia respiratoria aguda leve, 784 aguda moderada y 172 están en unidad de cuidados intensivos. En lo que va de pandemia, han muerto 4150 personas.

Datos del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC) y del Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel reflejaron que, hasta julio de 2021, en el país han circulado las variantes gamma, mu, alfa y delta, además de otros linajes.

Foto: Tairy Gamboa
Salir de la versión móvil