En Venezuela no hay forma de saber si una persona se contagió de VIH-Sida

De acuerdo con Jhonatan Rodríguez, de Stop-VIH, el Fondo de Población de la ONU señala que 9 de cada 10 jóvenes entre 15 y 24 años de edad conoce el condón y que solo 1 de cada 10 lo usa. Este 1 de diciembre se conmemora el Día Internacional de la Acción contra el Sida.

El Programa Conjunto de las Naciones Unidas para el Sida (Onusida) sostuvo que en Venezuela al menos 19.000 menores de 17 años de edad han quedado huérfanos a consecuencia de la epidemia.

Caracas. Carolina Luna, de 36 años, se siente abatida por la enfermedad y ahora más porque no se está alimentando. Desde junio pasado no se toma los antirretrovirales para mantener a raya el virus del VIH.

La fatiga se refleja en su manera de hablar y caminar, pero se nota que a diario hace de tripas corazón para poner un pie delante del otro y cuidar a sus ocho hijos.

Madre de una prole e «infectada», una combinación que podría disparar los señalamientos en la opinión pública. Pero ya el mal está hecho y ella forma parte de las 77.000 personas protegidas por el Programa Nacional contra el VIH-Sida, que desde 1999 proporcionaba tratamiento público y gratuito a los más desprotegidos.

Ese programa fue modelo para los países en desarrollo de todo el mundo, pues incluía además la distribución gratuita de condones a las mujeres y hombres que se dedican al trabajo sexual, las personas gays y transexuales.

Lee también
Por falta de tratamiento han fallecido 32 personas con VIH en Carabobo

Jhonatan Rodríguez, presidente de la organización Stop-VIH, destacó que, según cifras oficiales, en Venezuela se reportan al menos 11.000 nuevas infecciones por VIH cada año, y cerca de 90 % ocurren por contacto sexual desprotegido.

Además, dijo, nacen 600 niños con la enfermedad y cerca de 300.000 contraen el virus.

De las cifras antes mencionadas, en teoría, son las 77.000 personas acogidas en el Programa las que reciben tratamiento antirretroviral. Grupo en el que 2500 integrantes son menores de 12 años. En la práctica hay muchos pacientes como Carolina que, desde el mes de junio, no toman el tratamiento.

Rodríguez señaló que las mismas cifras del Ministerio de Salud cuentan 2300 muertes asociadas al Sida y que, de acuerdo con el Fondo de Población de la ONU, 9 de cada 10 jóvenes entre 15 y 24 años de edad conoce el condón y que solo 1 de cada 10 los usa.

Otro dato que aportó es que el Programa Conjunto de las Naciones Unidas para el Sida (Onusida) sostuvo que en Venezuela al menos 19.000 menores de 17 años de edad han quedado huérfanos a consecuencia de la epidemia.

A eso se suma la escasez de reactivos para hacer las pruebas de cargas virales. En estos momentos los pacientes no saben cómo están respondiendo al tratamiento o si tienen Sida. Es importante que las personas conozcan su estado serológico, insistió Rodríguez.

Solo en el estado Nueva Esparta hay 2268 contagios, 148 de ellos niñas, niños y adolescentes menores de 19 años, y solamente 1200 personas reciben el tratamiento antirretroviral.

En Venezuela, tenemos una emergencia humanitaria severa causada por las políticas desacertadas en materia de salud. Actualmente, de 24 fármacos antirretrovirales solo hay cuatro. Por eso pedimos que las autoridades se pongan la mano en el corazón, pues estas personas no pueden interrumpir las terapias, están exponiendo su salud y el virus se hace más resistente, añadió el representante de Stop-VIH.

Además de la escasez, esta población enfrenta otra realidad igual de ruda: no tienen alimentos balanceados. Carolina pasa la mayor parte del día sin ingerir alimentos y, por tanto, no tiene condiciones para tolerar la enfermedad.

Tampoco el Ministerio está haciendo la entrega gratuita de condones para fomentar la prevención y para las madres portadoras no hay fórmulas lácteas. Si las consiguen, una lata puede costar 800.000 bolívares. Eso es algo inalcanzable para las personas desfavorecidas y, en consecuencia, están amamantando. Todo esto puede cambiar si se toman medidas efectivas. La prevención es la clave y la educación es la solución, sentenció Rodríguez, quien además recordó que este 1 de diciembre se conmemora el Día Internacional de Acción contra el Sida.

Foto referencial: Francisco Bruzco


Participa en la conversación