Baduel: “Esto prueba la persecución sistemática de una dictadura basada en el terrorismo de Estado”

Raúl Emilio Baduel Cafarelli le salió al paso a la amenaza que pintaron en una pared de su casa materna. El hijo del exministro de la Defensa es el segundo dirigente y luchador social en Aragua que ha recibido amenazas de este tipo.

Maracay. “A mí no me importa mi integridad física porque ha quedado demostrado con las actuaciones de mi padre y las mías, que los Baduel mantenemos una actitud erguida y digna por más que han intentado soslayar nuestra voluntad de liberar a Venezuela. Preocupante es que estos cobardes intenten amedrentar a mi familia materna, que nada tiene que ver en política”.

Así respondió Raúl Emilio Baduel Cafarelli, hijo del exministro de la Defensa, general Raúl Isaías Baduel, a propósito de un grafiti amenazador con la inscripción “Baduel, maldito, vamos por ti”, que apareció escrito este martes en la mañana, en una pared de la casa donde reside su madre, un hermano materno con su esposa e hijo, de tan solo un año, y una niña de condición especial.

Baduel Cafarelli señala en un comunicado que vive y trabaja en Caracas, coordinando la plataforma de defensa de Derechos Humanos Todos por la Libertad, iniciativa de Lilian Tintori.

“Esas pinturitas frente a la casa de mi madre no me van a intimidar. Están mal dateados”, dijo.

El hijo del general Baduel permaneció encarcelado por más de cuatro años en seis cárceles distintas. Sus hermanos también han sido objeto de amedrentamiento. Su padre está recluido en La Tumba del Sebin.

El acoso, la persecución y las amenazas contra la familia se han hecho frecuentes. La pareja de Andreína Baduel estuvo detenida y a ella, según refiere el comunicado, pretendieron enjuiciarla, mientras que Rayrin Baduel debió recurrir al exilio por las amenazas de muerte en su contra y de sus hijos, y lo mismo ocurrió con Raúl Darío, otro de los hijos del general.

Esto comprueba la persecución sistemática de una dictadura que se basa en el terrorismo de Estado y el amedrentamiento, para mal sostenerse en el poder”, asegura Baduel Cafarelli.

Esta es la segunda amenaza que, a través de grafitis, es lanzada en Aragua contra algún dirigente o luchador social. La primera estuvo dirigida al coordinador de Voluntad Popular en el municipio Sucre, Paúl Petit.

Lee también
Constructores de Paz, una década promoviendo vida digna y ciudadanía

Participa en la conversación