Economistas sostienen que la medida provocará que desciendan los ingresos que entran al fisco, por lo que la única manera que tendrá el Gobierno para financiar el déficit fiscal será mediante la emisión de dinero por parte del Banco Central de Venezuela.

Caracas. El Gobierno exoneró del pago del Impuesto Sobre la Renta (ISRL) los enriquecimientos de fuente territorial o extraterritorial obtenido por Pdvsa, empresas filiales y las empresas mixtas domiciliadas o no en Venezuela, proveniente de las actividades de producción de hidrocarburos.

Economistas sostienen que el decreto de exoneración, publicado en la Gaceta Oficial N.° 41.452 del 2 de agosto de 2018, provocará que desciendan los ingresos que entran al fisco, por lo que la única manera que tendrá el Gobierno para financiar el déficit fiscal será mediante la emisión de dinero por parte del Banco Central de Venezuela (BCV). Esta es una de las principales causas por la cual Venezuela entró en un proceso hiperinflacionario desde octubre del año pasado, cuando alcanzó por primera vez en su historia la barrera de 50 %.

El economista Luis Oliveros, especialista en materia petrolera, afirmó que la exoneración del ISLR es una más de las erradas medidas económicas que ha tomado el gobierno de Nicolás Maduro y que no es el momento oportuno para hacerlo, debido a la hiperinflación que vive el país desde hace 10 meses.

Lee también
Asdrúbal Oliveros: Cada día que pasa Maduro en el poder, la crisis empeora

Explicó que, efectivamente, permitirle a Pdvsa y a empresas filiales y mixtas que no paguen el impuesto hará que le entren menos ingresos al fisco, por lo que el Gobierno ensanchará una brecha fiscal debido a que no estará compensándola. La única manera que tendrá para financiarla es emitir más dinero por parte del BCV, lo cual va a retroalimentar la hiperinflación, que, de acuerdo con proyecciones del Fondo Monetario Internacional, alcanzará el umbral de 1.000.000 % para final de año. Una realidad que agobia al venezolano y que le agravará la capacidad de compra.

El Gobierno no ha explicado por qué lo hizo. Lo que se dice es que lo va a hacer para generarles incentivos a las empresas mixtas, a las empresas transnacionales privadas, para que puedan aumentar las inversiones que tienen en Venezuela, o al menos no tengan problemas financieros, dijo el economista.

El Gobierno cree que quitándoles la obligación del pago les genera incentivo para que aumente la producción y, en el caso de Pdvsa, para ayudarla en las finanzas, que realmente deben estar muy comprometidas.

El diputado Ángel Alvarado, economista y miembro de la Comisión de Finanzas de la Asamblea Nacional, afirmó que la capacidad de recaudar impuestos del Estado se colapsó por completo, debido a que los impuestos que se generaron el año pasado actualmente no valen absolutamente nada.

El Estado no vive ni se financia del cobro de impuestos sino más del 95 % en el financiamiento que toma del BCV. Esa es la causa de la hiperinflación que vivimos. Un ente emisor que se dedica a monetizar el déficit, es decir, a cubrir el déficit con préstamos al Ejecutivo o a Pdvsa, que es lo mismo, que colapsa el valor del bolívar y tira al infinito los precios y el tipo de cambio, aseguró.

Y agregó: El Banco Central y Pdvsa se han convertido en la caja chica del gobierno y, junto a tesorería y el Seniat, son ahora la misma cosa, donde se prestan, se pagan, se dan el vuelto y evidentemente ese gran desorden fiscal es lo que genera la hiperinflación.

Foto referencial: Cheché Díaz


Participa en la conversación