El extimonel de los Leones del Caracas aseguró que un “grupito” fue el responsable de su salida, aunque respetó los códigos y no dio nombres.

Caracas. En palabras de Alfredo Pedrique, su despedida del cargo de mánager de los Leones del Caracas fue así: “El presidente del equipo [Luis Ávila] me llamó el miércoles por la tarde y me  dijo que no podía seguir porque los peloteros estaban molestos conmigo. Ni siquiera me preguntó mi versión ni quiso conocer el porqué esos peloteros estaban molestos conmigo”.

El piloto aseguró en rueda de prensa que un “grupito” fue el que lo sacó del mando melenudo, pero no dio los nombres. Si bien fuentes cercanas al equipo revelaron que son cinco los jugadores que no tenían buena relación con el carabobeño, todos grandeligas.

Según Pedrique, la mala relación con dicho sector de la cueva capitalina viene de la 2015-2016 y en diversas reuniones con la directiva pidió que se tomaran medidas, pero el alto mando ignoró dichos requerimientos.

Lee también
Pedrique se fue molesto con la manada

“En las últimas semanas, yo me avoqué a tratar de sacar al equipo de abajo. Ya lo que era la parte de reportarle a la gerencia o reunirme con ellos lo dejé de lado. Busqué la manera de ganar”, señaló el estratega con experiencia en la gran carpa, quien también aclaró que el dugout de Leones no está dividido, sino que ese “grupito” tenía una ruptura con el ahora extimonel. La despedida que le dieron le dolió bastante.

“Después de reunirme con el gerente, salí y encontré una gran celebración en la cueva, pese a la derrota y al último lugar en la tabla. Eso habla de la clase de personas que son. Aclaro que no son todos”. Y antes de irse ratificó el deseo de seguir dirigiendo en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional y le deseó éxito a su sustituto, Yorvit Torrealba.

Foto referencial


Join the Conversation