Tras detención de Rubén González la Intergremial asegura que no dejará la calle

Dirigentes sindicales pertenecientes a la Integremial del Frente Amplio Venezuela Libre manifestaron no solo por la detención del sindicalista de Ferrominera, sino también por lo que calificaron como una persecución por parte del Gobierno contra los trabajadores que exigen mejoras laborales.

Caracas. Desde su creación el Gobierno ha arremetido en diversas oportunidades contra la Intergremial, el ataque más reciente fue la detención del sindicalista de Ferrominera, Rubén González, a la que se suma el arresto de otros 10 trabajadores del mismo sindicato, pese a esto la agrupación mantiene que no abandonará la calle ni las protestas por mejoras laborales.

Este jueves un grupo de dirigentes se reunió en Parque Carabobo para precisamente protestar por lo que el movimiento ha estado viviendo desde que iniciaron las manifestaciones en defensa de sus salarios y acuerdos colectivos.

Pablo Zambrano, dirigente sindical del sector salud, fue uno de los presentes y denunció no solo la detención de Rubén González, sino el hecho de que está siendo procesado por un tribunal militar.

El Gobierno sigue en ese camino de violar constantemente las leyes, ahora vemos el caso de Rubén González quien está siendo juzgado por un tribunal militar cuando debería ser juzgado por un tribunal natural [civil], también están 10 trabajadores de Ferrominera detenidos en la misma situación«, explicó Zambrano.

Zambrano también protestó por la cantidad de despidos de sindicalistas los cuales, según él, han superado los 1000 trabajadores.

«Seguimos viendo despidos en todos los sectores, hay creciente arremetida contra obreros y empleados. Por levantar la voz van más o menos unos 1000 trabajadores despedidos y eso ha crecido, recientemente nada más en la Cancillería han despedido a 130«, dijo.

Lee también
Acuerdo firmado entre Gobierno y "oposición moderada" genera dudas y rechazo en las bases

Sobre lo ocurrido aclaró que, independientemente de lo que el Ejecutivo haga, las protestas se mantendrán en la calle. «Vamos a organizar una acción para la semana que viene en Maturín donde vamos a estar trabajadores de todos los estados en solidaridad y solicitando el cumplimiento de la Constitución. Rubén González es un civil y debe ser juzgado por tribunales civiles«, manifestó.


Participa en la conversación