De acuerdo con lo establecido en la Ley Orgánica del Poder Electoral, la vacante dejada por la renuncia de Rafael Simón Jiménez debió haber sido ocupada por el rector suplente Juan Carlos Delpino y no por Leonardo Morales.

Caracas. Menos de 24 horas después de que se conociera la renuncia de Rafael Simón Jiménez como rector y vicepresidente del Consejo Nacional Electoral (CNE), la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) designó a Leonardo Morales como nuevo ocupante de esos cargos, una designación que viola la ley.

De acuerdo con lo establecido en el artículo 13 de la Ley Orgánica del Poder Electoral (LOPE), en caso de que se genere una ausencia temporal o permanente de un rector principal, es el rector suplente correspondiente el que debe sustituirlo dentro del órgano comicial. En concordancia con esto, el cargo vacante tras la renuncia de Jiménez debió ser para el rector suplente Juan Carlos Delpino y no para Leonardo Morales.

Artículo 13 de la Ley Orgánica del Poder Electoral:

Cada integrante del Consejo Nacional Electoral tendrá dos suplentes provenientes del sector que la o lo postuló y serán numerados en secuencia ordinal. Los principales provenientes de postulaciones hechas por la sociedad civil serán suplidos en la forma siguiente: La primera o primer principal designada o designado tendrá las o los suplentes primero (1°) y segundo (2°); la segunda o segundo principal designada o designado tendrá las o los suplentes tercero (3°) y cuarto (4°); la tercera o tercer principal designada o designado tendrá las o los suplentes quinto (5°) y sexto (6°).

Las o los suplentes cubrirán las faltas temporales o absolutas de las rectoras o rectores electorales correspondientes.

De igual forma, el 13 no es el único artículo de la LOPE violado por el TSJ para la designación del nuevo vicepresidente del CNE. El artículo 9, en su numeral 4, señala que uno de los requisitos para ser rector es no tener ningún tipo de afiliación con una organización política. Leonardo Morales, hasta hace pocos días, era miembro de la directiva del partido Avanzada Progresista (AP), uno de los que hacen vida dentro de la Mesa de Diálogo Nacional (MDN).

Artículo 9 de la Ley Orgánica del Poder Electoral:
Las rectoras o los rectores electorales deben cumplir con los siguientes requisitos:
Numeral 4:
No estar vinculada o vinculado a organizaciones con fines políticos.

La designación de Leonardo Morales ocurrió tras una larga deliberación en el seno de la MDN en la que existían dos vertientes: una que apoyaba a Morales y otra que apoyaba a Delpino, este debate se extendió hasta la noche del jueves cuando finalmente el ala de AP logró imponer a Morales sobre los otros partidos.

Lee también
Partidos mantienen discusiones para formar nuevas alianzas de cara al 6-D

De hecho, la relación de militancia de Morales con AP es tan reciente, que el pasado 17 de julio, cuando el CNE entregó la base de datos del Registro Electoral como parte del proceso de selección de los integrantes de los organismos subordinados, la persona habilitada por el partido político para recibir la base de datos fue el ahora rector.

Foto: Cortesía

Además de la LOPE, la designación de Morales viola el artículo 296 de la Constitución de la República el cual señala que «El Consejo Nacional Electoral estará integrado por cinco personas no vinculadas a organizaciones con fines políticos» y que estos integrantes serán designados con los votos de las dos terceras partes de la Asamblea Nacional.

Artículo 296 de la Constitución de la República

El Consejo Nacional Electoral estará integrado por cinco personas no vinculadas a organizaciones con fines políticos; tres de ellos o ellas serán postulados o postuladas por la sociedad civil, uno o una por las facultades de ciencias jurídicas y políticas de las universidades nacionales y uno o una por el Poder Ciudadano. Los o las tres integrantes postulados o postuladas por la sociedad civil tendrán seis suplentes en secuencia ordinal y cada designado o designada por las universidades y el Poder Ciudadano tendrá dos suplentes, respectivamente. La Junta Nacional Electoral, la Comisión de Registro Civil y Electoral y la Comisión de Participación Política y Financiamiento, serán presididas cada una por un o una integrante postulado o postulada por la sociedad civil. Los o las integrantes del Consejo Nacional Electoral durarán siete años en sus funciones y serán elegidos o elegidas por separado: los tres postulados o postuladas por la sociedad civil al inicio de cada período de la Asamblea Nacional, y los otros dos a la mitad del mismo. Los o las integrantes del Consejo Nacional Electoral serán designados o designadas por la Asamblea Nacional con el voto de las dos terceras partes de sus integrantes. Los o las integrantes del Consejo Nacional Electoral escogerán de su seno a su Presidente o Presidenta, de conformidad con la ley. Los o las integrantes del Consejo Nacional Electoral serán removidos o removidas por la Asamblea Nacional, previo pronunciamiento del Tribunal Supremo de Justicia.

Tras conocerse de su designación, AP emitió un comunicado aproximadamente a las 3 de la tarde (4 horas después de la juramentación de Morales) en la que dejan en manifiesto su conformidad al considerar que el nuevo vicepresidente del CNE es «no solo un destacado técnico electoral, sino que también ha tenido una amplia carrera en el campo político, mostrando siempre su carácter democrático».

AVANZADA PROGRESISTA Y LOS CAMBIOS EN EL CNE

Avanzada Progresista siempre ha defendido una salida democrática, pacífica, constitucional y electoral para la crisis venezolana. Hemos abogado por un proceso de negociaciones entre el Gobierno y la oposición en todos los terrenos y circunstancias, aun cuando en los diversos encuentros, 6 para ser exactos, donde prevaleció siempre como decisivo el sector extremista del llamado G4, Avanzada y otros partidos fueron excluidos en forma sectaria.

Ante tales circunstancias y viendo los llamados a una invasión extranjera, a un golpe militar o peor aún, a una guerra civil: Avanzada Progresista, junto a otros partidos democráticos, constituyeron con el Gobierno la Mesa de Diálogo Nacional con una agenda pública que se han venido cumpliendo rigurosamente: regreso de la bancada oficial al seno de la Asamblea Nacional, libertad para los presos políticos, nombramiento de un nuevo CNE y celebración de elecciones parlamentarias este mismo año 2020.

Apoyamos en forma decidida el nombramiento de dos independientes, defensores a toda prueba de los procesos electorales y críticos severos de los llamados suicidas a la abstención.

El Dr. Rafael Simón Jiménez cumplió a cabalidad sus obligaciones como vicepresidente del CNE dictando cátedra de democracia e independencia. Su decisión de separarse del cargo en el CNE para continuar su vida política de tantos años fue un noble gesto que respetamos y admiramos. No es fácil decir que se abandona un altísimo cargo administrativo para regresar a la arena política y mucho menos confesar que entraría en un conflicto moral grave si, estando en el cargo de Vicepresidente del CNE, participase de alguna manera en beneficio de los intereses de los partidos y grupos opositores.

En su lugar el TSJ ha designado al Dr. Leonardo Morales, jubilado como Director del CNE, es decir con una vasta experiencia en materia electoral, lo que es un impulso al mejor funcionamiento de ese organismo y significa un aporte significativo para la culminación exitosa de las elecciones parlamentarias previstas para este año 2020.

El Dr. Morales no es solo un destacado técnico electoral, sino que también ha tiene una dilata carrera en el campo político, mostrando siempre su carácter democrático, de su apoyo irrestricto a las salidas electorales y de respeto a las normas constitucionales y a los procesos pacíficos.

Por conocerlo de esos años conformación de su templanza democrática, confiamos en que el Dr Morales dará fiel cumplimiento a las tareas que tiene que enfrentar en los próximos meses. En Avanzada Progresista conservamos del Dr. Morales el mejor concepto y la más alta consideración. En el CNE se sustituye a un gran ciudadano por otro igualmente digno Ambos renunciaron hace mucho tiempo a sus intereses personales y militancia política por el altísimo honor de contribuir en la búsqueda de un mejor futuro para todos los venezolanos.

Henri Falcón, Presidente.
Luis Romero, Secretario General.

El fallo del TSJ –que aún no ha sido publicado en su totalidad– señala que la decisión se tomó como respuesta a un amparo solicitado por Javier Bertucci (Esperanza Por El Cambio), Claudio Fermín (Soluciones), Timoteo Zambrano (Cambiemos), Felipe Mujica (Movimiento Al Socialismo), Luis Romero (AP), Rafael Marín (Soluciones), Juan Alvarado (Copei-judicializado) y Segundo Meléndez (Movimiento Al Socialismo).

Lee también
Desde ACEP denuncian robo de partido y anulación de candidaturas tras intervención del TSJ

Leonardo Morales es un politólogo y profesor de la Universidad Central de Venezuela, ahora exmiembro de la directiva nacional de AP y durante un tiempo fue funcionario del CNE antes de ser designado rector y vicepresidente de este organismo.

Foto: Cortesía Tal Cual Digital.


Participa en la conversación