La renuncia de Wills Rangel, presidente de la Futpv, fue una de las nuevas exigencias de los trabajadores petroleros, que protestaron por segunda ocasión en este mes. Reiteraron sus peticiones de la cancelación de un bono de $150, como el que cobran los de PdvMarina, además de un aumento en las jubilaciones y la restitución del seguro.

Regiones. La insatisfacción es generalizada dentro del conjunto de trabajadores de Petróleos de Venezuela, ya sean activos o jubilados. Este martes 28 de julio salieron a las calles, pese a la pandemia, para protestar por los incumplimentos en los beneficios laborales por parte de la industria nacional. El descontento es tal que ya no creen en los líderes sindicales simpatizantes del oficialismo, como Wills Rangel, y exigen que renuncie al cargo.

Este martes 28 de julio fue la segunda protesta nacional que efectuaron en el mes para exigir sus reivindicaciones. Y adelantaron que seguirán con las acciones.

En Anzoátegui entregaron documento en la Fiscalía

“Ya no queremos intermediarios, exigimos hablar con Nicolás Maduro para resolver nuestra situación”, dijo el director de la Futpv, Eudis Girot, en la manifestación de petroleros en la ciudad de Puerto La Cruz, estado Anzoátegui. Girot marcó un deslinde con Wills Rangel.

Al igual que la semana anterior, los empleados del holding estatal se reunieron en el elevado de Puerto La Cruz, pero esta vez marcharon hasta la sede del Ministerio Público, donde entregaron un nuevo documento explicando la problemática que atraviesan, además de exigir la cancelación a todos los trabajadores de Pdvsa de un bono de 150 dólares, que la directiva de la petrolera aprobó a PdvMarina.

Queremos que nos paguen a todos el bono de $150 que le dieron a los trabajadores de PdvMarina, aquí no puede haber discriminaciones. Queremos discutir el contrato colectivo y que nuestro salario se fije al costo de la canasta básica. A los jubilados por protestar les cambiaron los estatutos del fondo de pensiones y, prácticamente, los robaron porque Pdvsa dice que ahora ese fondo es de la empresa, no de los trabajadores”, sostuvo José Bodas, directivo de la Futpv.

En el documento entregado ante el Ministerio Público, exigieron la restitución inmediata del seguro Sicoprosa, alegando que los trabajadores mueren sin recibir atención médica.

Lee también
Lo más reciente del 23 de septiembre de 2020
wills rangel
En la Fiscalía solicitaron la restitución del seguro Sicoprosa. Foto: José Camacho.

Además de las exigencias laborales, una de las consignas fue pedir la renuncia de Wills Rangel, presidente de la Futpv, por considerarlo culpable de la debacle que sufren los más de 80.000 trabajadores de Pdvsa.

Fuimos sometidos a un paquetazo bajo el consentimiento de Wills Rangel, que se sometió a las directrices del patrono. Ahora recibimos salarios de hambre, la gasolina se vende en dólares y nuestros jubilados apenas reciben 4 dólares de salario. Estamos peor que un esclavo de la Colonia, porque en esa época el amo debía garantizar la alimentación del esclavo para tenerlo fuerte y productivo, hoy no podemos ni comer, sostuvo Girot.

En Monagas continuarán con asambleas permanentes
En Pdvsa Monagas se sumaron nuevamente al llamado nacional de protesta. Las manifestaciones se concretaron en varios puntos del estado: Maturín, Temblador, Punta de Mata y Morichal.

Tanto los trabajadores activos como jubilados continúan impulsando las asambleas, en las que no solo exigen que sean respetados los beneficios del contrato colectivo, sino también lo que adeuda la estatal petrolera. Afirmaron que la deuda supera los 5 millardos de dólares y que este dinero la empresa se lo robó a los jubilados.

Seguimos en pie de lucha en defensa de la restitución de los beneficios contractuales y laborales. A nuestros jubilados les robaron 5000 millones de dólares cuando modificaron los estatutos en 2014. También exigimos sea restituido el pago de bonificación a los trabajadores de PDV Marina y a todos los trabajadores de Pdvsa, precisó Luis Ramos, trabajador de la industria.

wills rangel
En Monagas no pararán hasta que sean tomados en cuenta. Foto: Cortesía.

Los petroleros prometieron que continuarán realizando asambleas hasta que sean tomados en cuenta por el gobierno nacional y sus peticiones sean cumplidas. No confían ya en la intermediación de Wills Rangel.

Lee también
Lo más reciente del 11 de septiembre de 2020
Jubilados en Carabobo deben trabajar para mantenerse

Beatriz España, dedicó 35 años de su vida a ser enfermera en Pdvsa, desde hace 10 años es jubilada. Nunca imaginó que llegar a la vejez representaría un calvario para adquirir alimentos y medicinas. Se unió a protesta nacional de jubilados de Pdvsa en la avenida Cedeño de Valencia, ahí recordó que durante sus años de trabajo pudo adquirir vivienda, y lo que más añora es que podía ir a centros de salud privados.

Esta mujer mayor no tuvo hijos, y los 400.000 bolívares que recibe de pensión son insuficientes para alimentarse. Tengo que pedir ayuda a mis sobrinos, pido fiado en las bodegas.

También debe trabajar para ganar un poco de dinero para mantener a su madre. “Tengo que salir y cumplir tratamientos, para ganar algo de dinero”.

Los jubilados de Pdvsa en Carabobo exigieron el pago de los intereses del Fondo de Pensiones, que la pensión pase de 400.000 bolívares a 660 dólares, que es la cantidad que les corresponde por los años e intereses de ese ahorro que se abrió en 1993.

Durante la jornada de protesta estuvieron presentes 12 funcionarios de PoliCarabobo, que se mantuvieron resguardando el lugar y velaron porque no se cerrara el tránsito vehicular.

wills rangel
Jubilados exigen que la pensión sea de 660 dólares que les corresponde por el Fondo de Jubilación. Foto: Leomara Cárdenas.
En el Zulia seguirán en la lucha

Al menos 200 trabajadores y jubilados de Pdvsa se reunieron este martes en la sede del edificio Miranda de la estatal petrolera, en el Zulia, para exigir sus reivindicaciones laborales y el cumplimiento del contrato colectivo.
Rafael Zambrano, sindicalista, dijo que aunque la “protesta pacífica” se cumplió no recibieron respuestas de las autoridades para la solución del conflicto. Se pudo conocer que los trabajadores convocaron nuevas acciones para el próximo martes.

Lee también
Trabajadores de Fextun piden activación de la empresa paralizada hace casi un año

Percibimos sueldos de hambre, por eso continuaremos en nuestra lucha. Nuestro trabajo en la industria debe ser reconocido, porque le hemos dado nuestra vida a esta empresa y ellos deben responder con lo que por ley y como lo establece nuestro contrato, corresponde, dijo Zambrano y aseguró que están organizando nuevas acciones.

Los trabajadores petroleros también se concentraron en otros municipios como Cabimas, Lagunillas y Ciudad Ojeda.

En Güiria sí respondieron a la protesta nacional

Más de 150 trabajadores petroleros de la nómina de Petro Sucre y Costa Afuera, dependencias de Pdvsa en Güiria, estado Sucre, salieron a la calle y tomaron las adyacencias de Base Marina, Muelle 6 y Muelle 7 para decir presente a la convocatoria nacional de protesta.

A diferencia de los trabajadores del Complejo Petrolero de Cumaná que no han participado en los recientes llamados a protesta, en Güiria exigieron mejoras salariales y el justo reconocimiento de sus reivindicaciones. Aun cuando públicamente manifiestan su descontento por las condiciones laborales, cuidan su identidad al declarar a los medios por temor a represalias.

Uno de los manifestantes aseguró que no son responsables de la paralización de la empresa. “Está paralizada porque no están llegando embarcaciones, pero aquí estamos, no es culpa nuestra”. Destacaron que el buque Navarima tiene más de seis meses fondeado, cargado de crudo, sin poder trasladarlo a costa fuera.

“Aquí estamos desnudos, no tenemos nada. La clínica que prestaba servicios a Pdvsa ya no nos atiende, no contamos con seguro médico ni servicio funerario. Murió el padre de un compañero y tuvimos casi que mendigar para poder cubrir su funeral, eso no es justo”, dijo otro manifestante.

Aseguró que en Güiria un trabajador petrolero recibe un pago por jornada de entre 400.000 y 6400.000 bolívares semanales. “Con eso no hacemos nada”, insistió.

Con información de José Camacho, Natacha Sánchez, Leomara Cárdenas, Mariela Nava y Mónica Salazar.


Participa en la conversación