La Liga Municipal y la alcaldía de Sucre organizan torneo infantil homónimo de la justa suramericana con la participación de 20 equipos masculinos y 10 femeninos

Cristóbal Naranjo/@cristobnaranjo

Caracas. En Chile la Copa América está en su etapa culminante. Y en Caracas sigue muy presente entre los vecinos de la parroquia Petare, pese a la temprana eliminación de la Vinotinto. ¿La razón de tanto entusiasmo? La disputa de un campeonato infantil homónimo de la justa de selecciones nacionales más antigua del mundo.

La Copa América de Petare se inauguró el pasado 14 de junio, el mismo día que José Salomón Rondón perforó las redes de Colombia para darle a Venezuela su único triunfo en la fase de grupos. En el municipio Sucre 1200 chamos juegan con la ilusión de emularlo.

«Cada vez que hay una competición de categoría internacional como el Mundial o en este caso la Copa América, nosotros siempre la replicamos en Petare. Queremos que nuestros chamos sientan la emoción de participar en un evento de esa importancia y soñamos con que los jóvenes que están en las escuelas del municipio sean los próximos vinotintos», explicó Brian Fincheltub, presidente del Instituto Autónomo Municipal de Deportes y Recreación de la alcaldía.

El certamen cuenta con la participación de 20 equipos masculinos y 10 femeninos en las categorías Sub 14 y Sub 16 que representan simbólicamente a los países que luchan por el título suramericano en territorio austral.

Según el presidente de la Liga Municipal Sucre, Juan Sifontes, en el evento petareño hay mucho más en juego que un simple trofeo.

Lee también
Urgen casas de abrigo para mujeres víctimas de violencia

“La Liga tiene un objetivo que es trabajar con varios sectores populares de Petare. La idea de nosotros es que estos muchachos practiquen deportes en lugar de andar haciendo cosas malas». Claro que esa meta no es tarea sencilla como cuenta el entrenador a quien todos conocen como «El Abuelo».

«Uno tiene que tratar de cambiarles la mentalidad a estos jóvenes. Hay muchachos que vienen demasiado agresivos y les cuesta adaptarse a estar con grupos diferentes. El fútbol es una herramienta que sirve para ocupar los tiempos de ocio».

Proyecto social

La realización de la Copa América está enmarcada dentro de un proyecto social de la alcaldía mirandina y el club Deportivo Petare, que trabajan en conjunto para colaborar con las instituciones deportivas de las zonas populares de Sucre.

«La mayoría de las escuelas que participan en la Copa América son de sectores populares, pero son privadas. Las ayudamos con la creación de la Liga Municipal, dotación de uniformes e implementos deportivos y en formación», indicó Fincheltub y en este último punto recuerda el reciente viaje a España que realizó un grupo de entrenadores para ver los métodos que emplean en las categorías menores del Real Madrid.

Para Sifontes la labor no se limita a enseñar cómo controlar un balón o gambetear a un contrario. «Hay representantes que a veces son mamá y papá y en ocasiones los muchachos tienen que venir solos. A nosotros nos toca trabajar mucho la parte psicológica. Inclusive los fines de semana los muchachos vienen poco con los padres», señala el organizador del certamen que se reanudó el miércoles y tendrá hasta el 18 de julio al polideportivo La Dolorita como su escenario principal

Lee también
Urgen casas de abrigo para mujeres víctimas de violencia

«Toda esta práctica deportiva tiene que venir de la mano con los estudios. Esa es la única exigencia que les pedimos a los representantes. Estos torneos sirven para unir a los sectores populares», cierra el dirigente comunitario. De cumplir con tan noble cometido y además contribuir con la formación integral de los jóvenes futbolistas, la Copa América de Petare se habrá anotado sendo golazo. Como el de Rondón en Chile.


Participa en la conversación